Historia Ekonomiko tartea Faktoria Magazinean (Euskadi Irratia)

2019/2020 ikasturtean, hilean birritan, Euskadi Irratiko Faktoria Magazinean Historia Ekonomikoaren azterketak egiten izan nintzen.

Landutako gaiak hurrengoak dira:

  • 2019/09/19. Langile borroken historia
  • 2019/10/03. Zergak Europan.
  • 2019/10/17. Ekonomia Nobel sariak.
  • 2019/10/31. San Frantzisko eta Bilbo Zaharra.
  • 2019/11/14. Alokairuak.
  • 2019/11/28. Ekonomia eta Euskara.
  • 2019/12/12. Pentsio sistema.
  • 2019/12/26. Aurrezki klutxak eta finantza sistema.
  • 2020/01/09. Hogeiko hamarkada zoroak.
  • 2020/01/23. 4 eguneko lan astea
  • 2020/02/06. Nekazaritza sektorea Euskal Herrian.
  • 2020/02/20. Inbertsio funtsak.
  • 2020/03/05. Txina eta merkataritza gerrak.
  • 2020/03/19. Gaixotasunak eta garapena.
  • 2020/04/02. Europar Batasunaren historia.
  • 2020/04/16. Merkataritza txikia.
  • 2020/04/30. Oinarrizko langileak.
  • 2020/05/14. Mundu diru sistema
  • 2020/05/28. Noizko dira lehenengo kaleratzeak.

Saioak hurrengo estekan entzungai daude: https://archive.org/details/FaktoriaHistoria

analisia, irratia, Orotarikoa atalean publikatua | , hitzekin laburtua | Iruzkin bat utzi

Piotr Kropotkinen azken gutuna

Kropotkinen Etika liburua neure eskuetara heldu da, erabat gomendagarria dena. Kropotkinen lana naturaz gaindikoa edo metafisikoa ez den sistema etiko bat ezartzen saiatu zen, gizakien arteko portaeraz arduratzen den benetako funtzio batek kezkatzen duen morala. Kropotkinek filosofo etiko ezberdinei buruz egin zuen ikerketa zuzena eta orekatua. Zenbaitek Ilustrazioaren filosofo moralen azterketa magistrala nabarmentzen du, eta XIX. mendea osatu gabe geratu arren, gutxi gorabehera ahaztuta dauden autoreak ere aztertzen ditu, eta horrek horiek berreskuratzen laguntzen du. Kropotkinen heriotzaren ondoren, Etika osatugabearen lehen liburuki hau argitaratu zen; nahiz eta egileak lagun batek bere oharrak erabiltzea nahi izan, arrazoi teknikoek eta politikoek eragotzi egin zuten.

Baita ere gogoratzekoa da nola Errusiar Iraultza hasita, bere jaioterrira itzuli zela, iraultza laguntzeko. Gobernuko karguak izateari eta Estatuaren aldetik pentsio bat jasotzeari uko egin zion. Lenini adierazi zionez, Errusia Sobietar Errepublika bihurtu zen, izen hutsekoa; izan ere, “Alderdiak” jendearengan zuen eragin buruzagiak suntsitu egin zuen sobietek zuten eragina eta energia eraikitzailea. Eta 1920an, alderdiaren batzordeak ziren, eta ez sobietak, Errusian zuzendaritza daramatenak. Erakunde burokratiko ororen akatsak jasaten zituen haren antolaketak.

Hala ere, zendu baino lehen, ez zuen itxaropenik galtzen, azken gutun onetan irakur daitekeen moduan. Horregatik, 102 urte geroago, gutun honen garrantzia da bilakaera historikoa ez dagoela idatzita, eta ez dela itxaropena galdu behar eraldaketa iraultzaileetan.

Hurrengo gutuna Piotr Kropotkinek idatzi zion De Reijger anarkista holandarrari, zeinak Haarlemen geratzera gonbidatu baitzuen bera eta bere familia:

Mosku, Dmitrov
1920ko abenduaren 23a

De Reijger kamarada maitea,

Eskerrik beroenak zure azaroko gutun adiskidetsuagatik, azkenean iritsi baitzait. Emaztea, alaba eta hirurok, biziki hunkituta gaude zuen gutun eta gonbidapenarekin. Baina, “Berlin Syndicalist”-aren kamaradeei bidalitako gutunagatik jakingo duzunez, gure egoera iaz bezain txarra da gaur egun. Bizitzaren beharrak asetuta dauzkagu, eta kontuan hartuta Europako beste edozein tokitan ezin dela gauza bera esan, asko da.

Iraultza sozialak, nahi gabe norabide Zentralista eta autoritarioa hartu du Errusian. Hala ere, gizarte kapitalistatik gizarte Sozialistarako trantsizioaren aukera aurkezten du. Eta pentsamendu horrek, zalantzarik gabe, Mendebaldeko Europako Sozialistak animatuko ditu gizartea berreraikitzeko ahaleginetan, berdintasun antikapitalistan oinarrituta. Gainera, zalantzarik gabe, Errusiako Iraultza Komunistaren akats Zentralistek beste herrialde batzuetako langileei antzeko akatsak saihesten lagunduko diete.

Anaitasunezko goraintziak,
PIOTR KROPOTKIN.

P.D. – Moskutik 60 kilometro iparraldera dagoen herri txiki batean bizi gara, eta han sukalde-lorategi txiki bat daukagu, nire emazteak lantzen duena. Zoritxarrez, nik neuk ezin dut lan fisikorik egin, eta, beraz, emaztea bakarrik arduratzen da negurako behar ditugun barazkiez. Gaur egun, obra handi batean ari naiz lanean, «Oinarri Naturalistaren gaineko Etika» izenekoan.

ikuspuntuak atalean publikatua | Iruzkin bat utzi

Los costes para nosotras, las ganancia para el capital

Publicado en El Salto

Decir que el coste de vida ha tomado una tendencia al alza es cosa sabida. La subida de los precios de los alimentos está afectando gravemente a la población más humilde; los precios del combustible no han dejado de subir; el coste de la electricidad y del gas están convirtiendo tareas básicas para el bienestar de las personas, como cocinar, mantener la casa a una temperatura óptima, usar la lavadora, en cuestiones de privilegiados. El derecho a una vivienda digna es una vieja exigencia que sigue sin satisfacerse. Hay que destacar que este aumento del coste de la vida, medido a través de la inflación, golpea más violentamente a las personas que tienen bajos ingresos.

Sin embargo, las previsiones económicas señalan que la inflación se irá moderando. Mientras, junto a este crecimiento inflacionario, en muchos sectores los beneficios empresariales han crecido considerablemente. Así lo subraya el BCE: «Muchas empresas han elevado sus precios más allá de la subida de los salarios nominales y, en muchos casos, incluso de la subida de los costes de la energía». En resumen, que los beneficios empresariales han sido en gran parte los responsables del creciente coste de vida.

Una inflación de dos dígitos ha sido el enésimo golpe contra las trabajadoras. Los incrementos salariales firmados desde la Gran Recesión en los convenios colectivos laborales han sido, en general, deficientes, y deberíamos hablar de recortes salariales si lo medimos en términos reales. Las empresas siempre han utilizado la excusa de la crisis para no aumentar sus retribuciones salariales, especialmente a partir de 2008, manteniendo convenios colectivos sin renovar durante años. A esto hay que añadir que, a partir de 2002, la Moneda Única no ha servido de ayuda en esa evolución salarial, y así también se puede explicar cómo las trabajadoras tienen la misma capacidad de compra que ese año 2002, 20 años después.

De todas formas, no todo es cuestión de dinero. La carga de trabajo que sufren las trabajadoras ha aumentado, en beneficio de las empresas. El ritmo de trabajo creciente, el control exhaustivo de la empresa a través de la tecnología, la exigencia de una atención muy alta en las tareas encomendadas, la alta movilidad en los puestos de trabajo, la escasa formación impartida por las empresas… han multiplicado exponencialmente el coste psicológico del trabajo, a cambio de un salario insuficiente que no garantiza un nivel de vida digno. La OCDE informa de que uno de cada cinco trabajadoras sufre trastorno mental, depresión o ansiedad y que en la actualidad la inseguridad laboral y el aumento de la presión están aumentando los problemas de salud mental.

El crecimiento del coste de vida y el empeoramiento de la salud mental son consecuencias directas del funcionamiento capitalista ,que influyen positivamente en el balance anual de muchas empresas. Lo peor es que esta situación se ha normalizado, porque, en este realismo capitalista que padecemos, es más fácil imaginar el fin del mundo que el fin del capitalismo. Parece que es la decepción la que está ganando el partido. ¿Es así?

Agentes sociales y sindicatos han puesto en marcha en el Reino Unido la campaña Enough is enough, con cinco demandas para hacer frente a la crisis: aumento salarial real, reducción de la factura energética, acabar con la pobreza alimentaria, garantizar una vivienda digna para todas y gravar a los ricos. No será una propuesta revolucionaria, pero puede ser un principio. Si a esto añadimos la expansión del sindicalismo transformador y la reducción de la jornada de trabajo sin reducción salarial, permitiría arrojar luz en el oscuro contexto trasladado en los párrafos anteriores.

No debemos olvidar que estamos hablando del conflicto entre capital y trabajo. El conflicto entre el capital y la vida.

analisia, Ekonomia, hordago, ikuspuntuak atalean publikatua | Iruzkin bat utzi

¿Ideas de ultraderecha? No, gracias

Publicado en Sare Antifaxista, el 25 dse octubre de 2022

Poco a poco las ideas que fermenta la ultraderecha van aflorando en Euskal Herria, y no tienen por qué aparecer con esvásticas o banderas rojigualdas. Una distribución cada vez más desigual de la riqueza, desmantelamiento sistemático de lo que se podría calificar (siendo generosas) como un Estado del Bienestar, pérdida de tejido industrial debido a las decisiones del Capital, terciarización de la economía con la generalización de trabajos mal pagados, la evidencia de que el “ascensor social” sólo era para algunas… son cuestiones que pasan factura social a medio plazo. Si a esto le sumamos una falta de perspectiva de futuro debido a que las propuestas que había encima de la mesa ya no sirven o se ha pasado al realpolitik, tenemos una sociedad en la que las certezas que fundamentaban sus cimientos, se debilitan. Y en estos contextos, las ideas de ultraderecha encuentran un hueco para abrirse a la sociedad. No tienen que ser exclusivamente los fascistas los que difunden estas ideas.

Una de las características de la ultraderecha es que intenta marcar la agenda política y social, abierto supuestos debates con los que el discurso se acaba derechizando y pasando por sentido común ideas que no lo son.

Ante la caída de la natalidad, la ultraderecha lleva años pregonando la teoría del Gran Reemplazo, teoría conspirativa en la que se supone que las élites han organizado esta inmigración, atentando deliberadamente contra las mayorías de un territorio concreto: pueden apelar a la supuesta raza blanca, pero también a los pueblos, el vasco en este contexto. Vamos, que según esta teoría no se trata simplemente de patrones de inmigración y cambio demográfico, sino de algo más. Esta teoría no es nueva, y dentro de la misma hay subteorías que se contradicen entre sí. La Nouvelle Droite de Benoist es uno de los pistoletazos de salida para estas ideas en Europa, cada vez más extendida entre círculos conservadores y relacionada con la revigorización del etnonacionalismo. Tampoco hay que obviar que en las últimas matanzas perpetradas por ultraderechistas, ha sido un elemento clave.

Mientras, el rojipardismo le hace el caldo gordo a la ultraderecha, convirtiendo a la inmigración en “el problema” de la clase trabajadora, de la pequeña nación, compartiendo argumentario. Esta reacción, sin embargo, falla en lo más básico: la clase trabajadora siempre ha sido diversa, y la nación, de composición compleja y mestiza. No sabe que quiere hacer con el racismo, porque no quiere ser explícitamente racista (hoy por hoy esa es una línea roja que todavía no se ha rebasado), pero ante una economía que es global, vuelve a la nostalgia del Estado-Nación, donde, en el fondo, todo “está ordenado”.

Es así como están surgiendo corrientes de izquierda antiinmigración, compartiendo argumentario con la ultraderecha, con la excusa de, supuestamente, reconectar con la gente. Están atendiendo a los discursos de partidos de derecha populistas, y los incorporan; pero en vez de decir que los inmigrantes son una lacra o cosas peores, resaltan que lo que hay que hacer es ayudarles en origen. Un poco de barniz izquierdista a ideas de ultraderecha.

El artículo de Jose Mari Esparza lo sitúo en ese último grupo, en el de la izquierda rojiparda, en el de la izquierda antiinmigración. Toma las propuestas de la extrema derecha, conspiranoia del Gran Reemplazo incluido, hablando de bomba demográfica retardada, contraponiendo a la clase trabajadora nativa, la migrante. He leído diferentes críticas en redes, muchas de ellas desde una perspectiva de clase trabajadora, un enfoque indispensable si se está hablado de clase trabajadora nativa e inmigrante.

Pero para mí, es importante señalar que este tipo de discursos sientan precedente. Tienen el objetivo de permear en la sociedad, que pase a debate público. Y lo que se está haciendo es difundir ideas de la ultraderecha, que sean estas las que marquen el debate. Se puede hablar de los problemas sin poner estos marcos, pero Esparza ha comprado (consciente o inconscientemente) un argumentario fundamental de la ultraderecha. Y, entrar a debatir en esos términos, nos lleva a asumir cuestiones que no son ciertas. Podemos hablar de problemas sociales, la situación de la clase trabajadora, del neocolonialismo, etc… pero si el marco es migración sí o no, hay no hay debate real posible. Porque eso no es un debate. Y esa es la forma de funcionar de la extrema derecha.

analisia, ikuspuntuak atalean publikatua | Iruzkin bat utzi

Yugoslavia y autogestión

A primeros de noviembre, Josekrust del programa Cuadernos de Contracultura, 97 Irratia, me entrevistó para hablar sobre el modelo de autogestión yugoslava. Aquí tenéis el programa en el que podéis escuchar el audio. ¡Buen provecho!

alternatiba ekonomikoak, analisia, autogestioa, ikuspuntuak atalean publikatua | , hitzekin laburtua | Iruzkin bat utzi

Guretzako kostuak, kapitalarentzako irabazia

Argian argitaratua, 2.796 zenbakian (2022/10/16)

çBizitza kostuak goranzko joera hartu duela esatea gauza jakina da. Elikagaien prezioen igoera herritar xumeengan eragin handia izaten ari da; gasolinaren prezioak ere gora eta gora; elektrizitate eta gasaren kostuak ongizaterako oinarrizkoak diren zereginak, hala nola sukaldean aritzea, etxea gutxieneko ongizate termikoan mantentzea, garbigailua erabiltzea, pribilegiatuentzako kontu bihurtzen ari dira. Etxebizitza duina izateko eskubidea, asetzen ez den eskakizun zaharra da. Azpimarratu behar da bizitza kostuaren igoera honek, inflazioaren bitartez neurtua, diru-sarrera murritzak dituztenak bortitzago kolpatzen dituela.

Aurreikuspen ekonomikoek diote inflazioa moteltzen joango dela. Bitartean, inflazio hazkunde honekin batera, sektore askotan enpresen mozkinak nabarmen hazi dira. Horrela azpimarratu du Europako Banku Zentralak: enpresa askok euren prezioak soldata nominalen igoeratik harago igo dituztela, eta, kasu askotan, baita energiaren kostuen igoeratik harago ere. Laburbilduz, hein handi batean enpresa-irabaziak izan direla bizitza kostu hazkorraren erantzuleak.

OCDEk jakinarazi du bost langiletik batek buruko nahasmendua, depresioa edo antsietatea duela

Bi digitutako inflazioa langileen aurkako enegarren kolpea izan da. Atzeraldi Handitik lan hitzarmen kolektiboetan sinatutako soldata hazkundeak, orokorrean eskasak izan dira, eta sarritan, soldata murrizketei buruz hitz egin beharko genuke, termino errealetan neurtuta. Enpresek, lansariak ez handitzeko “krisiaren aitzakia” erabili izan dute beti, bereziki 2008tik aurrera, hainbat lan hitzarmen kolektibo urteetan berritu gabe mantenduz. Honi gehitu behar diogu 2002tik aurrera Moneta Bakarrak ez duela lagundu, langileek urte horretako eros ahalmen bera daukatelako, 20 urte geroago.

Dena den, guztia ez da diru kontua. Langileek pairatzen duten lan karga handitu egin da, enpresen onurarako. Lan erritmo hazkorra, teknologiaren bitartez enpresa kontrola sakona, agintzen diren zereginetan arreta oso handia exijitzea, lanpostuetan mugikortasun handia, enpresek emandako prestakuntza eskasa… lanaren kostu psikologikoa modu esponentzialean biderkatu da, bizitza maila duin bat bermatzen ez duen soldata eskas baten truke. OCDEk jakinarazi du bost langiletik batek buruko nahasmendua, depresioa edo antsietatea duela eta gaur egun laneko segurtasunik eza eta presioa areagotzeak osasun mentaleko arazoak areagotzen dituela.

Bizitza kostuaren hazkundea eta osasun mentalaren okertzea funtzionamendu kapitalistaren ondorio zuzenak dira, enpresa askoren urteko balantzean positiboki eragiten dutenak. Okerrena da egoera hau normalizatu dela, pairatzen dugun errealismo kapitalista honetan errazagoa baita munduaren amaiera imajinatzea kapitalismoaren amaiera baino. Badirudi etsipena dela partida irabazten ari dena. Hala da?

Erresuma Batuan Enough is enough kanpaina martxan jarri dute eragile sozialek eta sindikatuek, krisiari aurre egiteko bost eskaera eginez: benetako soldata igoera, energia faktura murriztea, elikadura pobreziarekin bukatzea, etxebizitza duina guztientzat bermatzea eta aberatsak zergapetzea. Ez da proposamen iraultzailea izango, baina hasiera bat izan daiteke. Honi gehitzen badizkiogu sindikalismo eraldatzailearen hedapenak eta soldata murrizketarik gabeko lan jardunaldiaren murrizketak, aurreko paragrafoetan irudikatutako testuinguru iluna argitzeko aukera emango luke.

Ez dugu ahaztu behar kapitalaren eta lanaren arteko gatazkari buruz hitz egiten ari garela. Kapitala eta bizitzaren arteko gatazka.

Argia, ikuspuntuak atalean publikatua | hitzekin laburtua | Iruzkin bat utzi

¿Triunfalismo económico o miopía premeditada?

Publicado originalmente en Sare Antifaxista

Hablar de la evolución socioeconómica de Euskal Herria (o de un territorio concreto) sin tener en consideración como les afecta a las diferentes clases sociales de este mismo territorio, nos puede llevar a realizar lecturas que, una vez se dirige la mirada a los sectores populares, pierden todo poder explicativo, al haber realizado un análisis de manera sesgada.

Si atendemos a la Comunidad Autónoma del País Vasco, resulta que ya en 2017 se había recuperado el nivel del Producto Interior Bruto previo a la Gran Recesión. Tras el shock económico de 2020, el siguiente año se volvió a recuperar el nivel de 2017. Para la Comunidad Foral de Navarra más de lo mismo. A falta de más explicaciones, podría parecer una buena dinámica económica frente a las crisis.

Sin embargo, hay que recordar que la vara de medir utilizada, el PIB, es un indicador tendencioso que deja muchos factores indispensables para el sostenimiento de la vida fuera del mismo, al margen de no tener en consideración toda la economía ilegal, que mueve miles de millones de euros al año. Es un indicador que lleva tiempo siendo criticado por las mismas economistas. El PIB es una idea abstracta que, después de medio siglo de discusión e intentos de estandarización, ha llegado a ser extremadamente complicada, a lo que hay que añadir que revisiones estadísticas pueden variar su resultado. Por lo que la interpretación de la situación económica basada en este indicador, para decir que la situación “ha mejorado” o que “se ha superado la crisis”, es un argumento poco convincente si no se tienen en consideración otros elementos importantes.

Cuando se habla del empleo, la noticia es que se “ha generado empleo”, pero pocas veces hablan de su duración, del tipo de jornada, del salario real que perciben los y las trabajadoras. Y esto sí que es importante para la gran mayoría de la población. En la que las mujeres siguen siendo las que trabajan con contratos de menos horas, sin que haya habido variaciones en este ámbito en los últimos 10 años. Tampoco hablan de que la mayoría de nuevos contratos indefinidos que se firman lo son a tiempo parcial. Además, en la gran mayoría de convenios colectivos la clase trabajadora ha perdido poder adquisitivo desde, al menos, 2008, y se siguen firmando por debajo de la subida del coste de la vida. También se olvidan citar que, con las reformas laborales de comienzos de la década de 2010, el despido se abarató para las empresas, algo que resultará clave con la nueva generalización del contrato indefinido tras la reforma laboral de diciembre de 2021.

Del desempleo, solo se dice que “desciende”, que hay “un tirón del empleo”. Sin embargo, entre el subempleo que no da para llegar a fin de mes, el paro que no se contabiliza y la cruda realidad de que la mitad de todas las personas desempleadas en Hego Euskal Herria no perciben prestación alguna, hace que citar la subida o bajada de número de personas registradas en los servicios públicos de empleo no explique mucha cosa. Se podría hablar de inestabilidad laboral que, según el informe FOESSA, los hogares en esta situación en Euskadi han pasado de ser 2,3% en 2018, a un 12,9% en 2021. Tampoco se tienen en cuenta al hablar de desempleo que, desde 2008, la pobreza severa se ha duplicado en el mismo territorio. Y la gran mayoría son personas o desempleadas, o subempleadas.

A todo esto hay que sumar la inflación que ha superado los dos dígitos. La primera propuesta que se hace es la de “pacto de rentas” (al currela no se le sube el sueldo, ya se mirará que hacer con los empresarios) o “moderaciones salariales”, otro engaño más para la clase trabajadora, con cómplices sindicales. Hay cuestiones que se están obviando: mientras los salarios no se han subido durante años, el coste de la vida seguía subiendo, cosa que no reflejaba el IPC general, pero sí el precio de la vivienda, la energía, la cesta de la compra, entre otros. Tras la pandemia, es cuando se ha acelerado, pero ya se partía de una subida durante años. Estas subidas a quienes más afectan son a quienes menos tienen. Y sí, la subida del IPC se irá moderando, pero el daño ya está hecho y viene de hace tiempo.

Ante esto, las propuestas económicas de los gobiernos y entidades supranacionales vuelven a la ortodoxia, tras parecer que, con las medidas de flexibilización de endeudamiento público de 2020-2021, se había abandonado la misma. Los Bancos Centrales están subiendo los tipos de interés para controlar la inflación, política claramente errónea y que viene a ser un tiro en el pie para la recuperación económica. Además, si los Bancos Centrales dejan de financiar al Tesoro Público de los Estados, el riesgo evidente de desplome económico y desempleo está a la vuelta de la esquina. En el Reino Unido ya se coqueteó con la idea, pero ante las turbulencias económicas de las últimas semanas, el Banco de Inglaterra se está dedicando a comprar deuda pública británica.

Aterrizando sobre este pequeño territorio, queda claro que los gobiernos hacen una lectura de clase de la situación económica. Omiten, obvian o marginan lo que sería una lectura global, haciendo una lectura sesgada de la situación. Porque es evidente que no les importan la situación de las clases populares, ni que la actual situación de crecimiento económico esté siendo acaparado por una pequeña élite, a cosa de la situación de los y las trabajadoras de este país. Que la situación no mejora para las personas que crean la riqueza, sólo para las que la están acaparando. Así se puede explicar la lectura que hacen de la evolución económica, de la situación del empleo o desempleo, o de las medidas para apoyar a las personas ante la inflación y la subida de los precios de la energía. Así es como se puede decir, sin complejo alguno, que prorrogar una medida como el de los descuentos al transporte es “caro”, mientras que el Tren de Alta Velocidad en la CAV, con sobrecostes del 54,7% y del que se esconde el coste real, es una “infraestructura necesaria”. Son gobiernos de clase (burguesa), y ejercen como tal. Sólo de esta manera se puede explicar el triunfalismo económico que transmiten.

Orotarikoa atalean publikatua | Iruzkin bat utzi

Ekologismo Integrala eta instituzio berrien beharra

CNTren web orrian argitaratuta, 2022/10/11n

Pedro A. Morenok liburu berria aurkeztu zuen asteburuan Malatesta Kultur Lubakian,  Bilbon, Nuevas Institucionalidades. La apuesta organizativa del ecologismo integral, zeinean anarkismoa, ekologismoa, feminismoa, konfederalismo demokratikoa eta beste hainbat kontzeptu uztartzen dituen, gure lurraldea eraldatzeko proposamen zehatz bat eginez.

Azken urteotan antolaketaren beharra gero eta nabariago da. Ideia marxisten ildotik ematen ari da, baina anarkismoaren inguruan baita ere. Hainbat izan dira XXI. mende hasiera honetan bultzatu duten antolaketaren hausnarketak: krisi ekonomiko luzea, kapitalismoa bizitzako atal guztietara hedatzea, eskuinaren erradikalizazioa, klima aldaketak hartutako norabide okerrenaren baieztapena, militarismoaren gorakada, Estatu-Nazioaren mugak egoera kudeatzeko, irtenbide parlamentario eta munizipalismoaren saiakera eta porrota, baina baita ere beste lurraldetan emandako esperientzia garaikideak, Hegoalde Globalean emandako eztabaidak eta proposamenak, feminismoaren hedapena, beste batzuen artean.

Pedro A. Morenoren proposamena ekologia sozialean oinarritzen da, ekologismo integrala moduan izendatuz (bere aurreko liburuan landu zuena, Ecologismo Integral). Bide hau hautatzea, ekologismoa, ez da huskeria. Ekologismo integralari buruz hitz egiten duenean, planetarik gabe etorkizunik ez dagoela eta, beraz, gure ingurune soziopolitikoan eta ingurumenekoan eragin dezakeen ideia dela esaten du. Hori dela eta, ekologismo integrala pentsamendu libertarioaren hedapen teoriko bat da, eta horrek diskurtsoaren erdigunean jartzen du lurraldea eta bere espezieak defendatzearen garrantzia, tradizio libertarioa baita, ikuspegi pragmatiko batetik, proposamen politiko honetan beste tradizio batzuekin uztartzen dena, hala nola langileen borrokekin, autogestioarekin, feminismoarekin eta mugimendu ekologistaren historiarekin.

Liburuan ekologismo integralaren proposamena azaltzen da. Hori ezagutzea irakurlearen eskuetan uzten dut. Ni, nire kasuan, elementu batekin geratuko naiz: instituzio berrien beharrarekin. Anarkismo baldarrean instituzioak administrazio publikoarekin edo Estatuarekin nahasi ohi da. Instituzio bat, aldiz, gizartearen onarpen-maila zabala lortu duen praktika bat da, gizartearen funtzionamendu-arauak dira. Horregatik, eraldaketa soziala bilatu eta sustatu nahi badugu, ezinbestekoa da instituzio berriak eraikitzea. Hau anarkista klasikoek argi zuten, hauen adibide bat Malatesta izanik:

“Iraultza instituzio berriak, elkartze berriak, harreman sozial berriak sortzea da, iraultza pribilegioak eta monopolioak suntsitzea da; justizia-, anaitasun- eta askatasun-espiritu berri bat da, bizitza sozial osoa berritu behar duena, masen maila morala eta baldintza materialak igo behar dituena, eta beren lan zuzen eta kontzientearekin beren patuak zehazteko deitu behar dituena”. Errico Malatesta, Pensiero e Volontá, 1924/06/15

Bide hau jarraituz, Pedro A. Morenok proposamen ausarta egiten du, instituzio berrien garrantzia azpimarratuz. Ekarpena zehatza da, ez da akademizismoan erortzen; aldiz, eguneko errealitatean praktikan jartzeko eginda dago. Ekologismoa oinarri hartzen du, baina ez edozein ekologismo mota: kapitalismoak ezin bereganatu duen bat. Proiektu estatistek eta kapitalismoaren erreformazaleek klima aldaketa, hondamendi ekologikoa eta deshazkundea bereganatzen ari dira beraien proiektuen onurarako. Zenbait alderdi politikoek egiten duten Green New Deal baterako proposamenek Hegoaldearen nagusitasun neokoloniala mantentzen dute. Ekologismo Integralak horren aurka esplizituki borrokatzen du. Horregatik, testuinguru erdiragarri honetan, proposatzen du ekologista sozialek ibilbide-orri pragmatiko bat onartu behar dutela, deshazkundearen laguntzarekin, elementu egituratzaile gisa, alternatiba pluralak eta apurtzaileak sortzeko. Politika desprofezionalizatzea bilatzen duena, autogestioa kooperatibismo mota berri batekin lotzen duena, herritarren erabakietan parte hartzea bermatu nahi duena. Lurralde zehatzetan errotzen den proposamena, bioeskualdetan. Nazionalismo estatista federalismoarekin borrokatzen duena.

Bukatzeko, Nuevas Institucionalidades saiakera liburu bat da, beraz, nola, non eta norekin egin behar den lan planteatzen saiatzen dena. Autoreak azpimarratzen duen moduan, ziur asko, eskaintzen diren erantzun asko ez dira guztiz egokiak izango, eta hausnarketa kolektibo bat beharko dute. Prozesu horretan, hainbat gizarte-eragilek eta pertsonak egin beharreko lana azaldu beharko dute, ahalik eta adostasun kolektibo handienera hurbiltzeko. Ortodoxia ideologikotik urrun idatzitako liburua da, pragmatikotasuna eta koherentzia batzen saiatzen duena.

alternatiba ekonomikoak, analisia, autogestioa, Gizarte ekonomia, ikuspuntuak, reseña atalean publikatua | Iruzkin bat utzi